280 personas movilizadas, 56 viviendas, 56 acueductos y 26 circuitos eléctricos afectados por lluvias de Franklin

0
250

Según el tercer boletín del Centro de Operaciones de Emergencias (COE), los efectos de las lluvias provocadas por Franklin han tenido un impacto en varias regiones del país.

 

Hasta el momento, se reporta que alrededor de 280 personas han sido desplazadas de sus hogares debido a las inundaciones y riesgos asociados con la tormenta. Un total de 214 personas han sido albergadas en refugios temporales para garantizar su seguridad.

 

La devastación se extiende a unas 56 viviendas afectadas directamente, lo que ha dejado a numerosas familias en una situación precaria.

Los sistemas de abastecimiento de agua también han sufrido graves consecuencias, con 56 acueductos fuera de servicio y uno parcialmente afectado debido a las intensas lluvias. Esto ha dejado a casi un millón de usuarios sin acceso adecuado al suministro de agua potable, generando una crisis adicional en medio de la emergencia.

En electricidad, alrededor de 26 circuitos eléctricos han sido afectados, impactando a decenas de miles de clientes en distintas regiones.

Las compañías eléctricas, como Edesur, EDEESTE y EDENORTE, están trabajando para restaurar el suministro eléctrico.

Además de los daños a la infraestructura, las fuertes lluvias y vientos han provocado situaciones peligrosas en carreteras y calles. Árboles caídos y postes eléctricos derribados han obstaculizado el tráfico y han causado incidentes en varias localidades.

La COMIPOL del Ministerio de Obras Públicas y la Defensa Civil han estado en acción para brindar seguridad y asistencia en las áreas afectadas.

Las provincias de Santo Domingo, Monseñor Nouel, Duarte, San Cristóbal, Barahona, Azua, La Altagracia, Hato Mayor y el Distrito Nacional han sido especialmente afectadas por las lluvias torrenciales y los vientos fuertes.

La evacuación preventiva de personas y la habilitación de refugios temporales han sido medidas cruciales para garantizar la seguridad de los residentes en riesgo.

La Cruz Roja Dominicana también ha estado trabajando en la movilización de familias en áreas propensas a deslizamientos de tierra, como la comunidad del Aguacate en La Puya de Arroyo Hondo.

A medida que la tormenta Franklin continúa su trayectoria, las autoridades locales y los equipos de respuesta de emergencia están trabajando incansablemente para mitigar los daños y proteger a la población afectada.

Se insta a los residentes a seguir las instrucciones de seguridad y permanecer alerta ante la evolución de la situación.

FUENTE: elCaribe

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí